Boadilla y más

A partir del 1 de enero la Comunidad de Madrid bajará sus impuestos

  • El ahorro con las desgravaciones tendrá un impacto económico superior a los 16 millones de euros
  • Se crea una deducción de 500 euros para el cuidado de los mayores que convivan con el contribuyente
  • Los menores de 30 años podrán deducirse hasta 1.000 euros por los intereses de la hipoteca de su vivienda
  • Se cubre el 100% de los gastos por intereses de los préstamos para estudios de grado, máster y doctorado
  • La rebaja del IRPF del tramo autonómica que se aplicará en esta legislatura supondrá un ahorro de 300 millones

Díaz Ayuso ha recalcado que se trata del inicio de la mayor rebaja de impuestos de la historia a la que se comprometió en el debate de investidura de la Asamblea de Madrid, en agosto pasado, y que se dirigen a jóvenes para la compra de viviendas, estudiantes de grados universitarios, doctorados o másteres y familias en apoyo a la dependencia.

Las rebajas fiscales se concentran en tres nuevas deducciones impositivas aplicadas en el tramo autonómico del IRPF, que focalizan su apoyo en la
dependencia y el cuidado en el ámbito familiar, los jóvenes y los estudiantes. La intención del Ejecutivo madrileño es aprobar el anteproyecto de Ley en las próximas semanas, para que inicie su tramitación en la Asamblea de Madrid. La entrada en vigor de estas deducciones será el 1 de enero de 2020 y los madrileños lo percibirán en la declaración de la renta del siguiente ejercicio.

DESGRAVACIONES EN EDUCACIÓN, VIVIENDA Y DEPENDENCIA
El anteproyecto de Ley propone un incentivo para los madrileños que quieran cursar estudios superiores, mediante la deducción del 100% de los gastos por intereses de los préstamos concedidos para cursar grados universitarios, masters y doctorados.

Esta deducción no solo afecta a titulaciones oficiales de centros públicos, sino que se extiende también a masters de cualquier universidad privada, como las escuelas de negocios, siempre que dicha entidad imparta también formación que permita la obtención de un título oficial. Los intereses serán deducibles cuando el beneficiario sea el propio contribuyente, su cónyuge o un descendiente a su cargo.

Se articula también una deducción fiscal para el cuidado de los mayores en el ámbito familiar. Podrán deducirse hasta 500 euros en la renta aquellos contribuyentes que tengan ascendientes mayores de 65 años o con discapacidad a su cuidado. Esta medida perfecciona y complementa la deducción ya vigente para quienes conviven con personas mayores con quienes no hubiera tal relación

En tercer lugar, para los jóvenes que quieran formar un hogar, la Comunidad de Madrid establecerá una deducción para la compra de la vivienda habitual, que alcanzará el 25% de los intereses de la hipoteca contraída, con un máximo de 1.000 euros anuales, hasta que cumplan los 30 años.

Destacado

No hay información destacada.

Fotos

No hay fotos adjuntas.

Noticias recientes