Boadilla y más

Las fiestas de Boadilla del Monte, un ejemplo de seguridad

5 detenidos, 150 agentes de la policía, barreras de pinchos, inmovilizaciones de vehículos,… para los vecinos del municipio el comentario ha sido unánime, las fiestas municipales de Boadilla del Monte ha sido el ejemplo claro de lo que buscan los vecinos para sus hijos, un entorno seguro y que responda con efectividad frente a los actos de pillaje.

Para ahondar en estas impresiones hemos mantenido una entrevista con el ayuntamiento de Boadilla del Monte en relación al operativo de seguridad, llevado a cabo con motivo de las fiestas patronales Virgen del Rosario 2017.

El ayuntamiento nos ha indicado que “debido al nivel de alerta terrorista (nivel 4 sobre 5) en toda España, y a requerimiento de la Delegación del Gobierno en Madrid, se tomaron medidas especificas dirigidas a limitar el tráfico rodado en zonas de gran afluencia de público”

“Por ello se instalaron bolardos en los accesos a la zona del recinto ferial, así como barreras de pinchos en las vías del metro ligero, quedando, en la zona del recinto ferial, el tráfico rodado cortado totalmente durante los horarios de máxima afluencia público, y restringido a vehículos autorizados, durante el resto de horario de los días de fiestas patronales”.

Añade el consistorio, “en cuanto a los efectivos que prestaron servicio durante el referido operativo, la totalidad de la plantilla de Policía Local y de Guardia Civil (150 agentes aproximadamente) prestó servicio repartidos entre los distintos turnos de servicio. Concentrando el porcentaje más alto de efectivos en los horarios nocturnos en que habitualmente concurren mayor número de incidencias”.

Para el ayuntamiento “se ha logrado, a diferencia de otros municipios, que no ocurran hechos delictivos graves, no se tiene conocimiento ni se ha interpuesto denuncia alguna por lesiones graves en reyertas, ni abusos o agresiones sexuales. Actualmente se están devolviendo a sus legítimos dueños los objetos recuperados en las detenciones, además se ha realizado una labor preventiva con incautaciones de alcohol a menores, que ha sido muy positiva ya que aún no estaban consumiendo.

Según los datos que tienen en su poder, el hecho delictivo más denunciado ha sido el delito leve de hurto, por sustracción de teléfono móvil o hurtos de monederos, carteras o riñoneras, siendo interpuestas en policía local diez denuncias por hechos de este tipo y se han practicado cinco detenciones, a lo largo del fin de semana, relacionadas con este tipo de hechos, así como numerosas identificaciones de carácter preventivo.

Se han llevado a cabo tres inmovilizaciones de vehículo, de manera cautelar, por presentar síntomas de embriaguez el conductor del mismo y han sido instruidos dos atestados por la comisión de un delito contra la seguridad del tráfico, y se han abierto diligencias contra dos de los autores de los mismos.

Se realizaron por parte tanto de Policía Local, como de Guardia Civil, y de manera coordinada, controles rutinarios de seguridad en las zonas de acceso al municipio y en las zonas colindantes al recinto ferial, y posteriormente se realizó un segundo filtro de seguridad en el acceso a la Carpa Municipal , con el fin de evitar el acceso a la misma con vidrio u otro tipo de objetos peligrosos para el resto de vecinos que acudieron a las fiestas.

Con el dispositivo llevado a cabo tanto, por agentes uniformados como de paisano, el ayuntamiento afirma que se ha conseguido que las fiestas discurran dentro de la normalidad sin ningún hecho delictivo grave a reseñar dentro de las mismas y consiguiendo que los vecinos hayan disfrutado de manera mayoritaria de las fiestas municipales.

Destacado

No hay información destacada.

Fotos

No hay fotos adjuntas.

Noticias relacionadas

Uso de cookies

El boadillaymas.es utilizamos cookies para mejorar la experiencia de usuario. Si continúa navegando da su consentimiento para la aceptación de estas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

Share This